Las plataformas pueden ser perjudiciales para la salud emocional de los más jóvenes. Las compañías a menudo ha fallado a la hora de restringir el acceso.

Un estudio realizado por un grupo de investigadores de la Universidad de Harvard ha establecido que las redes sociales han obtenido unos USD 11 mil millones gracias a la publicidad consumida por menores de edad. Esta cantidad solo refleja lo ocurrido en Estados Unidos, por lo que a nivel global es de esperar una cifra mucho mayor.

Método

Para estimar la cantidad apuntada se consideró la cantidad de menores de edad en cada red social según Pew Research y Common Sense Media. Luego se tomaron los datos de los ingresos de las plataformas durante 2022 y los datos del tiempo que pasaban los menores en cada una de ellas provistos por las empresas Insider Intelligence y Qustodio. Finalmente, se creó una simulación para realizar el cálculo.

Edades y Cantidades

La población menor a 18 años habría ofrecido el 41% de los ingresos de Snapchat, el 35% de los ingresos de TikTok, el 27% en el caso de YouTube y el 16% en el de Instagram.

Instagram consiguió unos USD 4 mil millones de los menores entre 13 y 17 años. En igual sector TikTok obtuvo USD 2 mil millones y YouTube USD 1200 millones.

Según el estudio YouTube habría conseguido unos USD 959 millones gracias a la presencia de menores de 12 años en su plataforma. En el caso de Instagram la misma población supuso unos USD 800 millones, Facebook consiguió unos USD 137 millones.

No es un error

Lo apuntado por este estudio refleja como los menores son una parte muy importante del negocio de las plataformas. En muchas ocasiones las compañías se han mostrado de acuerdo en la necesidad de limitar el acceso de los más jóvenes y reconocido algunos de los perjuicios a la salud que pueden darse de un consumo no controlado. Sin embargo, documentos filtrados han demostrado que los menores han sido un objetivo explícito en sus estrategias.